Carta de Presentación.

Hoy en día, hay gente que piensa que las cartas de presentación a la hora de buscar trabajo están en desuso o muertas, esta afirmación no es del todo correcta, una buena carta de presentación puede ser el empujón final o la pieza clave para que, un reclutador se decante por pensar que tú candidatura es la óptima y llamarte para ser entrevistado.

Al igual que nuestro curriculum, la carta de presentación debe ser visual, de lectura rápida, si una carta de presentación al leerla tardas más de 40 segundos no está bien redactada. Vamos a olvidarnos de literatura ceremoniosa, el reclutador tiene mucho trabajo, poco tiempo, si le facilitamos su labor, mejor.

¿Qué poner?

Si estas, p.e cumplimentando en un proceso de infojobs la carta de presentación (en muchas publicaciones la piden, es importante que tengas una genérica preparada), destaca qué es lo que te ha llamado la atención de la oferta, porque te has inscrito a ella.

Como siempre, nos deberemos adaptar al puesto al que estamos optando, destacaremos nuestras fortalezas y que aptitudes tenemos que se adapten al puesto de trabajo ofertado y que hacen que nuestra candidatura sea la idónea para cubrir la vacante.

Nunca esta de más realizar un pequeño comentario acerca de la empresa en la que intentamos entrar a trabajar, indicar que te mueve a querer trabajar en ella, que es lo que te parece más atractivo de la misma.

Ni que decir tiene que, al igual que hemos hecho con el curriculum, con la carta de presentación deberemos ser igualmente cuidadoso, repasa la redacción y ortografía, ayuda a dar una mejor imagen el que utilices mismo formato de letra y de diseño para presentar ambos.

Como en todo, la experiencia es un grado, a base de realizar cartas de presentación irás perfeccionando hasta conseguir hacerlas perfectas.

Recuerda que en internet tienes numerosos formatos para poder realizarlas, estos formatos te pueden servir de guía, no dudes en coger aquellas partes que más te interesen de cada una de ellas para, de esta manera adaptar tu carta a tú personalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *